escribirme

 

 

 

 

   

    Actualidad Europea

 

 

 

                               Eurogersinformation

 

 

 

 

 
 

 




 

 

 

 

Envíar a un amigo 

 

La Comisión Europea y los "Estados avaros" (El proyecto del presupuesto 2012 de la Unión Europea)

 

El proyecto de presupuesto de la Unión Europea para 2012 se ha publicado hace poco, y varios Estados miembros ya piden más austeridad con motivo oficial de la crisis. Con ello demuestran su mala fe.

 

Presionada por los Estados para que la Unión europea ahorre, la Comisión Europea presentó un proyecto de presupuesto (1) que calificó de « ley de delicado equilibrio que combina medidas de austeridad y de aceleración del crecimiento para 500 millones de europeos» en un comunicado de 20/04/2011.

El proyecto de presupuesto de 2012 asciende a 132,7 mil millones de euros en créditos de pago, lo que representa un incremento del 4,9% con relación a 2011. Los créditos de compromiso ascienden a 147,4 mil millones de euros (+ 3,7%).

La Comisión explica que, en la elaboración del proyecto de presupuesto del año proximo, ha intentado definir los programas o las iniciativas que carecen de eficacia y no estan dando los frutos esperados, a fin de tener en cuenta los intereses de los contribuyentes europeos. Se ha reducido el presupuesto del instrumento de cooperación al desarrollo en 70,7 millones de euros tras la evaluación de sus resultados. El instrumento de los países industrializados experimenta por su parte una reducción de 14,5 millones de euros debido al nivel elevado de liberaciones de créditos en 2007, a malos resultados y al retraso en la adopción de la nueva base jurídica. Tambien se ha reducido la financiación de Galileo de 24,9 millones de euros (créditos de compromiso). En cambio, el proyecto preve el aumento de los pagos destinados a  los programas de investigación (+ 13,3%), así como a los Fondos estructurales y al Fondo de cohesión (+ 8,4%) para optimizar la contribución del presupuesto de la UE al crecimiento económico y a la cohesión.

Pero ciertos Estados (Reino Unido, Francia, Alemania y Países Bajos) piden esfuerzos de austeridad suplementarios.

¡Muy bien!

Para ello, se puede comenzar por la supresión del "cheque británico". En 1984, Margaret Thatcher, Primera Ministra del Reino Unido obtuvó una reducción de la contribución británica al presupuesto comunitario porque esta contribución era demasiado elevada con relación a lo que recibía el Reino Unido del presupuesto europeo, ya que en la época, un 70% del presupuesto europeo financiaba la Política agrícola común de la que se beneficiaba poco el Reino Unido pero mucho Francia. Ahora bien, el Reino Unido no era tan próspero como Francia y Alemania. De ahí la idea de otorgarle una “compensación”. Desde entonces, los otros países europeos siguen firmando cheques en favor del Reino Unido aunque la situación de este ultimo haya cambiado mucho: la PAC ya no representa más que un 40% del presupuesto europeo y el PIB del Reino Unido ha aumentado considerablemente (gracias a la UE, en particular). Para ahorrar, tambien es posible de no tener en cuenta las demandas francesas relativas a la PAC. En resumén, existen soluciones para reducir los gastos sin paralizar a la Unión europea pero eso implica de desatender las exigencias desproporcionadas de algunos países, y de concentrar los gastos en la inversión en favor del crecimiento y el empleo.

Al contrario de lo que pretenden los estados "avaros" de Europa (que no dudan en gastar dinero para finanzar intervenciones militares en terceros países), los gastos de funcionamiento de las instituciones no son especialmente elevados: representan un 6% del presupuesto de la UE (en Francia, estos gastos representan un 14,5% del presupuesto del Estado en 2011 a pesar de la “austeridad” declarada - 2). Un 94% del presupuesto de la Unión Europea sirve, pués, para ayudar a las regiones y a las ciudades, así como a las empresas, a los científicos y a los ciudadanos, finanzando proyectos económicos, infraestructuras, programas de formación e inclusión social, etc...y la mitad de este presupuesto se destina al crecimiento y al empleo, como lo recuerda precisamente la Comisión.

Por su parte, la Comisión que el aumento del 4,9% propuesto en el presupuesto de 2012 es necesario para cumplir los compromisos jurídicos y seguir pagando los proyectos plurianuales financiados gracias a los fondos europeos. Según la Comisión Europea, este aumento constituye pues “el estricto mínimo necesario". Y previene: “Cualquier disminución de esta cifra exigiría que los Estados miembros y el Parlamento Europeo incumplieran los compromisos jurídicos asumidos en los contratos vigentes”. Sigue: "Estos proyectos, que benefician a comunidades y empresas locales probablemente nunca se habrían puesto en marcha en 2007 sin el compromiso de financiación adquirido por la UE...La interrupción de tales proyectos a medio camino iría en detrimento de comunidades enteras. No podemos castigar a los ciudadanos, empresas, y auroridades locales y regionales que tienen derecho a que se les reembolse los pagos efectuados"

A buen entendedor…

 

20/06/2011


1 - STATEMENT OF ESTIMATES OF THE COMMISSION FOR 2012 (Preparation of the 2012 Draft Budget) Document II, Financial programming 2013

2 – Le budget de l'État

 

[Inicio][Mapa del sitio][Me presento][Actualidad europea][Documentos][FAQ Preguntas/ Respuestas][Enlaces][BLog]


Copyright(c) 2010 Eurogersinformation. Tous droits réservés.